La importancia de dar accesibilidad a la tecnología sin uso de internet para enseñar a leer

lunes 30 de noviembre, 2020
a a a

Son múltiples los esfuerzos que entidades educativas y sus profesionales realizan desde distintos ámbitos para fomentar el aprendizaje de la lectura. Por ello, la Fundación AraucaníAprende decidió abordar esta temática de contingencia a través del seminario “Tecnologías para Enseñar a Leer”, evento que forma parte de las diversas acciones educativas del convenio suscrito con el Ministerio de Educación, que en La Araucanía se ejecuta a través del Programa Fomento Lector, para mejorar la calidad lectora de los niños y niñas de la región.

En la actividad online que contó con más de 1.400 personas interesadas en saber cómo el uso de la tecnología puede apoyar el aprendizaje de la lectura en establecimientos educacionales o desde el hogar,  el subsecretario de Educación, Jorge Poblete, expresó: “estamos en un contexto muy especial, por lo que quiero destacar y felicitar la gran flexibilidad que ha tenido el equipo de AraucaníAprende, que reaccionó ante la pandemia e hizo todas las adecuaciones al proyecto Programa Fomento Lector, convirtiendo en modalidad online todos los procesos de capacitación docente, el trabajo de las rescatistas y el apoyo a familias, así como también la digitalización de recursos, cumpliendo con los propósitos del Programa. Hemos visto que el despliegue ha sido enorme”.

Además, resaltó la vinculación con las familias para dar continuidad a los nuevos procesos educativos que han tenido que enfrentar los alumnos, en los que el trabajo de la Fundación ha sido fundamental.

Experiencias con apoyo de tecnología

Cada expositor evidenció y resaltó por medio de sus experiencias educativas, la importancia de trabajar en una continua búsqueda por utilizar tecnología accesible para todos e implementar estrategias que apoyen la enseñanza y el aprendizaje de la lectura.

Así lo expuso Pablo Escobar, Coordinador de Proyectos de CEDETiUC de la Pontifica Universidad Católica, al presentar el trabajo que han realizado con su equipo en el desarrollo de  GraphoGame. Esta aplicación, que usa la dinámica de videojuego, permite oír el sonido de las letras e identificar sus correspondientes formas, hasta llegar al conocimiento de palabras, en una secuencia flexible de estímulos. El objetivo es la estimulación temprana de los aspectos fonológicos de la lectura.

“Es relevante contar con entidades y profesionales que trabajen el desarrollo de tecnologías para el aprendizaje porque pueden aportar con soluciones novedosas para optimizar los procesos de aprendizaje. No solo el aprendizaje de la lectura, sino también de las matemáticas y las ciencias. Demostrando, por ejemplo, que las dificultades no son inherentes a los niños, sino que, adecuadas mediaciones tecnológicas potencian el aprendizaje. Con ello, se descentra el problema en los niños y se lleva hacia el contexto”, afirmó Escobar.

A lo que agregó, proyectando el futuro de la enseñanza, “quizás más que centrarse en los contenidos explícitos, se debiesen estimular más las habilidades de vocabulario y fonológicas-que se saben están a la base de la lectura y comprensión lectora- a través de juegos. Siempre tratando de considerar al juego como vehículo para el aprendizaje”.

Dando valor a los procesos de adaptación a los que han debido enfrentarse las comunidades educativas para mantener la continuidad de los aprendizajes de sus alumnos, Carlos Dreves, director ejecutivo de Fundación AraucaníAprende, compartió la experiencia de aprendizaje de la que fueron parte niños y niñas de la Escuela El Crucero, del sector rural Tromén Mallín. Aunque la escuela permanecía cerrada por la emergencia sanitaria, sus estudiantes tuvieron la posibilidad de proseguir con su aprendizaje lector gracias al Proyecto GraphoMóvil, que llevó la tecnología a sus propios hogares a través de un furgón escolar equipado con teléfonos celulares que contaban con la aplicación graphogame desarrollada por CEDETiUC.

Experiencias como graphomóvil evidencia que la tecnología es un apoyo al aprendizaje y que es posible trabajar para hacerla inclusiva sin el uso de internet. “Decidimos trabajar en este seminario con tecnologías que no requieran internet, porque una de las grandes problemáticas que hemos tenido es la desigual distribución de internet en la sociedad chilena. Y así como pueden existir muchos juegos en línea, sin acceso a internet no son accesibles. Por lo que es clave para dar continuidad al proceso educativo contar con tecnología inclusiva”, afirmó Carlos Dreves, Director Ejecutivo de Fundación AraucaníAprende.

En este contexto, y entendiendo la importancia de contar y poner a disposición de profesores y estudiantes material educativo para optimizar los procesos de enseñanza y aprendizaje de la lectura y escritura, Carmen Larraín, profesora de Educación Básica, especialista en lenguaje y miembro del equipo IMACTIVA, que por 7 años se ha dedicado su labor a esta área de la educación, explicó las características del software de descarga gratuita “Aprendiendo a leer con Bartolo”, cuyo objetivo es apoyar el aprendizaje de la lectura y escritura en el hogar, incorporando la tecnología para enseñar a leer. El Ministerio de Educación puso esta herramienta tecnológica de descarga gratuita a disposición de estudiantes de primero a tercero básico.

“Este software es un complemento para la enseñanza de la lectura, por sí solo no basta para que el niño aprenda a leer, pues sabemos que el proceso de aprendizaje lector es lento, que implica gradualidad, constancia y sistematicidad”, señaló la docente.