Cerca de 150 supervisores participan en capacitación sobre modelo de apoyo a establecimientos

martes 14 de enero, 2020
a a a

En Santiago y Concepción se realizaron, durante la primera semana de enero, jornadas de capacitación para los supervisores técnico-pedagógicos del Ministerio de Educación, con el fin de que conozcan en profundidad el nuevo modelo de apoyo a los establecimientos educacionales con el que se trabajará en 2020.
A la actividad de Santiago asistieron 110 profesionales de las regiones de Valparaíso y O’Higgins, mientras que en Concepción participaron 135 supervisores de Maule y Biobío.

Según explicó el coordinador nacional de Apoyo a la Mejora Educativa, Daniel Crespo, el modelo de apoyo se caracteriza por trabajar con acciones muy concretas para la mejora, diseñadas a partir de la evidencia nacional recogida de los establecimientos que han mejorado sus aprendizajes y de las buenas prácticas existentes en la propia supervisión del ministerio.

La Supervisión Ministerial ha establecido una estrategia de acompañamiento que se implementará a partir del mes de marzo 2020, y que consiste en reuniones acotadas y efectivas, donde se aborda un foco específico y eligiendo, en conjunto entre el supervisor y el equipo de la escuela, una acción de mejora concreta, medible, alcanzable en un corto periodo de tiempo. La labor del Ministerio será acompañar a los equipos directivos en la planificación, monitoreo y evaluación de dicha acción, así como brindarles un modelaje y retroalimentación sobre su práctica en la gestión pedagógica de dichas acciones.

Para determinar los focos y las acciones, los supervisores deberán trabajar con todos los datos de los establecimientos, como los resultados del Simce, las categorías de desempeño de la Agencia de la Calidad, la información del Sistema de Información General de Estudiantes (SIGE) y la Evaluación Docente, entre otros.

“A partir de ello, se traza una ruta con los focos prioritarios para el año. Después, previo a cada visita el supervisor realiza un análisis de datos más reciente y, según eso, ve si continúa en el mismo foco o cambia y, en conjunto con el equipo de gestión del establecimiento, se define qué acciones hay que hacer”, explicó el jefe de Apoyo a la Mejora.

Se espera que los supervisores del Ministerio de Educación visiten los establecimientos y se reúnan con los equipos directivos a lo menos dos veces al mes, con el fin de entregar una buena retroalimentación al trabajo que están realizando. “La retroalimentación sin frecuencia tiene poco impacto. El ideal de visita es que sean dos al mes e idealmente llegar a tres. Es un desafío, pero hemos avanzado en ello. En 2019 hicimos una preparación para llegar a este modelo y a la supervisión se le pidió que hicieran de dos a tres visitas mensuales. En el 84% de los casos lograban las dos visitas”, destacó Daniel Crespo.

Durante enero se capacitarán en el nuevo modelo de apoyo a los establecimientos todos los supervisores técnico-pedagógicos con los que cuenta el Ministerio de Educación.